Investigadores del proyecto europeo Mont Blanc se reúnen en Santander para avanzar en la industrialización de una supercomputación del futuro eficiente energéticamente